Simulacro total de evacuación ante posible erupción del volcán Cotopaxi se dio en las Zonas 2 y 9

destacad

El mediodía de este viernes 13 de noviembre se realizó el simulacro total de evaluación ante la posible erupción del volcán Cotopaxi en las Zonas 2 (provincias de Pichincha y Napo) y 9 (Distrito Metropolitano de Quito)  en el que  participaron más de 29 mil estudiantes de instituciones educativas fiscales, fiscomisionales, municipales y particulares que se encuentran en zona de riesgo por lahares.

El viceministro de Gestión Educativa, Wilson Ortega, señaló que en el ejercicio participaron más de 60 planteles de las dos zonas, “este simulacro concluirá con la entrega de los estudiantes a los padres de familia en los puntos de encuentro que se han establecido en el plan familiar”.

Este es el primer ejercicio de simulacro total de evacuación que se realiza “se efectuará en las instituciones educativas ubicadas en zona de riesgo  cuando se cambie de alerta amarilla a naranja”, indicó Ortega.

El ejercicio consistió en trasladar a los estudiantes desde sus planteles hasta el albergue, una vez en el allí un primer grupo de estudiantes fue retirado por sus padres de familia o persona que consta en su credencial. Un segundo grupo se trasladó a sus lugares habituales en transporte escolar. Y un tercer grupo se trasladó en trasporte municipal al punto que fue definido en su plan familiar.

Estos puntos fueron: Estación del Metro La Magdalena; Sector del Coliseo Rumiñahui en el Coliseo los Quitus; y, Estación del Metro Bicentenario.

En la Zona 2 (provincias de Pichincha y Napo) participaron 24.821 estudiantes y en  la Zona 9, Distrito Metropolitano de Quito, 4.743 estudiantes.

29.555 estudiantes utilizaron transporte urbano y escolar, de los cuales 25.902 se movilizaron al interior del Valle de Los Chillos,  3.028 estudiantes se movilizaron en transporte escolar y 625 estudiantes en transporte municipal a los puntos establecidos en el plan familiar.

Ortega señaló que el objetivo de realizar los simulacros es preparar a la comunidad educativa para alcanzar una efectiva  capacidad de respuesta ante la amenaza del volcán “se irán ajustando los procesos que sean necesarios para que la población esté lista para reaccionar cuando se dé un cambio de alerta. Este es un proceso de mejora continua para garantizar la seguridad de los estudiantes y la tranquilidad de las familias”.

Así también indicó que una vez que se dé el cambio a alerta naranja se suspenderán las clases en las 112 instituciones educativas que se encuentran en zona de riesgo, y en el caso de que los estudiantes se encuentren en clases evacuarán hacia los albergues “estas instituciones educativas serán afectadas por los lahares del volcán”.

El próximo simulacro total se tiene previsto realizarse en la Zona 3 (provincia de Cotopaxi) el próximo 27 de noviembre.

Transformar la Educación, Misión de Todos.