Ministerio de Educación entregó convenio de cooperación a la Fenocin

Con el objetivo de fortalecer la recuperación del conocimiento ancestral, el Ministerio de Educación (MinEduc) firmó un convenio de cooperación con la Confederación Nacional de Organizaciones Campesinas, Indígenas y Negras (Fenocin).

En un acto simbólico, Luis Males, subsecretario de Educación Intercultural Bilingüe, entregó el convenio de cooperación a Santos Villamar, presidente de la Fenocin. En este evento, participaron como testigos miembros de las organizaciones campesinas, indígenas y afroecuatorianos, que pertenecen a la confederación

El presidente de la Fenocin, al recibir el convenio, resaltó el trabajo que viene realizando el Gobierno Nacional, y con ello, el Ministerio de Educación. “Aplaudimos y apoyamos la labor que hace el gobierno y el ministerio por nuestros pueblos para que nuestros niños tengan su derecho a la educación, que antes no tenían”, añadió Villamar.

Por su parte, Luis Males habló de la necesidad de construir el Estado plurinacional e intercultural en conjunto. Asimismo, Males añadió que “el convenio es un eslabón en el fortalecimiento de la educación intercultural del país”, el mismo que se realiza con el apoyo de todos los actores del sistema que la componen.

Los campos que se pretenden fortalecer, mediante este convenio, son la producción agrícola, la salud ancestral y la producción artesanal. Para esto, se busca formar líderes comunitarios locales, implementar cursos de capacitación técnica y programas de formación.

La formación de líderes comunitarios fortalecerá la interculturalidad, la formación política y la participación ciudadana de los participantes; mientras que la implementación de cursos de capacitación técnica será en las áreas de soberanía alimentaria, producción agropecuaria y economía popular y solidaria.

En cuanto a los programas de formación, estos estarán dirigidos a niños y adolescentes en temas como identidad e interculturalidad, derechos, prevención y erradicación del trabajo infantil, entre otros.

Este convenio permite continuar contribuyendo en el buen vivir de los niños, niñas y adolescentes de los pueblos y nacionalidades del Ecuador, que pertenecen al sistema educativo, tendrá una duración de dos años y beneficiará  a más de 1.200 familias de las organizaciones de la confederación.