Programas de Mentorías

La mentoría es una nueva función dentro de la carrera docente, establecida en el artículo 114 de la Ley Orgánica de Educación Intercultural (LOEI).

El Programa de Mentoría es un sistema dual y simultáneo de formación a docentes, provisto de acompañantes pedagógicos o mentores.

Los mentores son profesores en ejercicio que liberan el 80 % del tiempo de su cátedra para asumir procesos de capacitación y acompañamiento pedagógico en aula, dirigidos a maestros (principiantes y en ejercicio) de instituciones cuyos estudiantes tienen puntajes bajos en las pruebas SER. Los mentores deben ser reemplazados los días que ejercen su función como mentores, en aquellos planteles donde ejercen como docentes, mientras desempeñan estas funciones.

Los mentores son profesores excepcionales, pues tienen altos puntajes en las pruebas SER o en los cursos que dicta Formación Docente. Estos mentores aprueban un proceso especial de selección para entrar al Programa de Mentoría. Las pruebas de selección identifican docentes con este perfil específico: disposición para el cambio, prácticas de aula centradas en el interés de los estudiantes y que respondan al contexto en el que habitan, habilidad para manejar las relaciones interpersonales, disposición para participar de un programa de formación intensivo y para trabajar en áreas rurales.

Para la etapa actual de pilotaje fueron seleccionados 30 docentes fiscales de 23 provincias del país, de entre más de 200 docentes que postularon. Quienes fueron elegidos en este proceso reciben la denominación de “mentores en formación“.

El Programa de Mentoría actualmente se enfoca en escuelas rurales, unidocentes, pluridocentes y en escuelas del sistema intercultural bilingüe como estrategia de equidad.

¿Es la mentoría lo mismo que la supervisión?

Las funciones de la supervisión se redefinirán en el reglamento a la Ley Orgánica de Educación Intercultural (LOEI) que fue expedida este año. La labor de los mentores se limita estrictamente al apoyo pedagógico y didáctico dentro del aula. La función de la supervisión, en lo que respecta a los mentores, es apoyar la ejecución del Programa de Mentoría, haciendo todas las previsiones necesarias para evitar interrupciones en las acciones planificadas y en el cronograma de ejecución del programa en mención.

¿En qué consiste el proceso de formación de los mentores?

Una característica del proceso formativo de los mentores es que, para asegurar que incorporen habilidades de formación y acompañamiento en otros docentes, además de participar en varios seminarios-talleres, deben brindar acompañamiento pedagógico en aula y capacitación a docentes de escuelas unidocentes y pluridocentes de áreas rurales que hayan aceptado el apoyo del mentor. Es decir, deben “aprender haciendo”.

A fin de apoyarlos en la consolidación de sus habilidades pedagógicas, los mentores en formación recibirán acompañamiento pedagógico en sus aulas por parte del equipo de especialistas que coordina el Programa de Mentoría. Por esta razón, los mentores ejercerán la docencia en sus propias aulas un día a la semana, y los otros cuatro días visitarán las escuelas en las que darán acompañamiento pedagógico.

Al finalizar y aprobar el programa de formación, y después de haber aprobado los procesos que el reglamento determine, los mentores podrán elegir si quieren continuar con su carrera como docentes o continuar ejerciendo el trabajo como mentores ya certificados. En este segundo caso, pasarían a ser supervisados y coordinados por la Subsecretaría de Apoyo y Seguimiento a la Gestión Educativa.

¿Cómo fueron seleccionadas las escuelas en las que el mentor dará apoyo pedagógico?

Los criterios para seleccionar las escuelas fueron la cercanía geográfica con el lugar de trabajo habitual del docente en formación de mentor, y la similitud cultural con su lugar de trabajo. Las escuelas seleccionadas fueron invitadas a participar del programa, y solo aquellas escuelas en las que todos los docentes aceptaron voluntariamente participar forman parte de este.

¿En qué se beneficia cada comunidad con la mentoría?

En este proceso participativo de cambio, niños y niñas recibirán una educación que responde a sus necsidades cotidianas, por medio de la inclusión de las realidades locales en sus procesos formativos, lo que provocará que tomen contacto con su actuación como ciudadanos responsables dentro de una sociedad. 

Programas de mentoría (23)